Cubresuelos: una solución fácil para situaciones difíciles

Debajo de un árbol, en un patio sombrío, en un lugar del jardín donde no llega el riego o donde es difícil el mantenimiento, el césped no suele ser una elección acertada. Hay infinidad de cubresuelos o enredaderas que pueden cubrir ese espacio y generar además un efecto mucho más rico en texturas, colores y perfumes. Aquí te pasamos algunos que, además de atractivos, son de fácil propagación y poco cuidado.

 

Se denomina "cubresuelos" a aquellas plantas que, por su crecimiento generalmente estolinífero y rastrero, cubren grandes superficies reemplazando muchas veces el pasto. Las necesidades de estos varían según la especie, aquí te damos algunas opciones para sol, sombra, suelos fértiles, pobres, húmedos o secos para que puedas incorporarlas a tu jardín. También te sugerimos dos enredaderas con las que podrás crear el mismo efecto de un cubresuelos. Si vas a innovar con otras, ten en cuenta que algunas necesitan tutores para crecer y otras poseen zacillos o raíces adventicias que cumplen esta función.


Debajo de un árbol, en un patio sombrío, en un lugar del jardín donde no llega el riego o donde es difícil el mantenimiento, el césped no suele ser una elección acertada. Hay infinidad de cubresuelos o enredaderas que pueden cubrir ese espacio y generar además un efecto mucho más rico en texturas, colores y perfumes. Aquí te pasamos algunos que, además de atractivos, son de fácil propagación y poco cuidado.


Erigerón mucronatum o karvinskianus (Erigerón) Esta herbácea perenne, de crecimiento rastrero, se cultiva por su intensa floración. Es de hojas pequeñas y sus flores se asemejan a margaritas de unos 2cm de diámetro. Los pétalos son blancos cuando se abren, luego se tornan rosados y púrpuras. Es una especie rústica que suele resembrarse sola. Necesita una ubicación a pleno sol y suelos muy bien drenados. Durante el invierno el suelo debe mantenerse prácticamente seco para evitar que la planta sea susceptible a enfermedades o plagas. Se multiplica por división de matas que debe realizarse en el otoño o la primavera. Florece desde la primavera hasta principio del otoño.


Debajo de un árbol, en un patio sombrío, en un lugar del jardín donde no llega el riego o donde es difícil el mantenimiento, el césped no suele ser una elección acertada. Hay infinidad de cubresuelos o enredaderas que pueden cubrir ese espacio y generar además un efecto mucho más rico en texturas, colores y perfumes. Aquí te pasamos algunos que, además de atractivos, son de fácil propagación y poco cuidado.


Liriope muscari (Liriope) Es una planta perenne, rizomatosa con flores violetas o blancas que aparecen durante el verano. Requiere suelos preferentemente ácidos, húmedos, pero bien drenados. Crece tanto al sol como a la sombra. Se multiplica por división de matas en la primavera o por semillas en el otoño. No suele sufrir enfermedades.


Debajo de un árbol, en un patio sombrío, en un lugar del jardín donde no llega el riego o donde es difícil el mantenimiento, el césped no suele ser una elección acertada. Hay infinidad de cubresuelos o enredaderas que pueden cubrir ese espacio y generar además un efecto mucho más rico en texturas, colores y perfumes. Aquí te pasamos algunos que, además de atractivos, son de fácil propagación y poco cuidado.


Vinca major (Vinca) Esta herbácea perenne y rastrera se cultiva por su follaje y sus flores. Su creamiento vigoroso puede tornarse invasor. Se adapta a todo tipo de suelos. Durante la época de crecimiento necesitan buen riego. La floración, de color azul liláceo, se produce a fines del invierno y en la primavera. Es conveniente realizar una poda fuerte dos veces por año: una en el invierno, antes de que comience a brotar, para florecer. Otra, a fines del verano, para renovar el follaje.


Debajo de un árbol, en un patio sombrío, en un lugar del jardín donde no llega el riego o donde es difícil el mantenimiento, el césped no suele ser una elección acertada. Hay infinidad de cubresuelos o enredaderas que pueden cubrir ese espacio y generar además un efecto mucho más rico en texturas, colores y perfumes. Aquí te pasamos algunos que, además de atractivos, son de fácil propagación y poco cuidado.


Ophiopogon japónicus (Pasto inglés) Esta planta herbácea perenne, con raíces estoloníferas, forma matas densas de follaje. Las hojas, angostas y lineares, son de color verde oscuro. A fines del verano produce pequeñas espigas de flores violáceas blancas o rosadas que aparecen entre las hojas, seguidas por frutos negros azulados. Por lo general, se cultiva en suelos secos y pobres, pero crece mejor en terrenos fértiles. No tolera muy bien el exceso de humedad. Puede ser atacada por babosa y caracoles. La variedad Ophiopogon planiscapus `Nigrescens` tiene follaje casi negro y flores lilas.


Debajo de un árbol, en un patio sombrío, en un lugar del jardín donde no llega el riego o donde es difícil el mantenimiento, el césped no suele ser una elección acertada. Hay infinidad de cubresuelos o enredaderas que pueden cubrir ese espacio y generar además un efecto mucho más rico en texturas, colores y perfumes. Aquí te pasamos algunos que, además de atractivos, son de fácil propagación y poco cuidado.


Salvia procurrens (Salvia procurrens) Es un cubresuelos que no supera los 30cm, de hojas atractivas y flores blancas y azules en primavera. Es una salvia rastrera, estolonífera, del noroeste de la Argentina que llega hasta el Delta del Paraná. Crece en lugares umbríos y no tolera la falta de agua.


Debajo de un árbol, en un patio sombrío, en un lugar del jardín donde no llega el riego o donde es difícil el mantenimiento, el césped no suele ser una elección acertada. Hay infinidad de cubresuelos o enredaderas que pueden cubrir ese espacio y generar además un efecto mucho más rico en texturas, colores y perfumes. Aquí te pasamos algunos que, además de atractivos, son de fácil propagación y poco cuidado.


Tradescantia purpúrea (Tradescantia) Es una planta muy llamativa por su colorido púrpura. Su floración, que se produce a finales del verano, es de color rosa-violáceo. Se adapta tanto a todo tipo de suelos y soporta tanto el sol como la sombra, pero no resiste heladas ni el anegamiento. Es fácil de reproducir por esquejes desde primavera hasta el otoño.


Debajo de un árbol, en un patio sombrío, en un lugar del jardín donde no llega el riego o donde es difícil el mantenimiento, el césped no suele ser una elección acertada. Hay infinidad de cubresuelos o enredaderas que pueden cubrir ese espacio y generar además un efecto mucho más rico en texturas, colores y perfumes. Aquí te pasamos algunos que, además de atractivos, son de fácil propagación y poco cuidado.


Trachelospermum jasminoides (Jazmín de leche) Este jazmín puede funcionar muy bien como cubresuelos. Por lo general presenta un aspecto prolijo, no suele sufrir el ataque de enfermedades o plagas. Se multiplica por acodo y gajos. Es perenne, su aspecto es prolijo, su crecimiento es uniforme y compacto. No requiere podas frecuentes. Necesita suelos bien drenados y es posible ubicarlo tanto al sol como a la media sombra.


Debajo de un árbol, en un patio sombrío, en un lugar del jardín donde no llega el riego o donde es difícil el mantenimiento, el césped no suele ser una elección acertada. Hay infinidad de cubresuelos o enredaderas que pueden cubrir ese espacio y generar además un efecto mucho más rico en texturas, colores y perfumes. Aquí te pasamos algunos que, además de atractivos, son de fácil propagación y poco cuidado.


Lonicera japónica (Madreselva) Otra enredadera que se adapta muy bien como cubresuelos. Su follaje es semiperenne (en climas templados puede conservar las hojas), su floración blanca y perfumada se inicia a principio de la primavera y permanece hasta mediados del verano; su fruto también es atractivo. Puede plantarse en cualquier tipo de suelo y a la media sombra. Resiste la sequía. De rápido crecimiento; puede ser invasora. La variedad Lonicera periclymenum `Belgica` , de flores rojas purpúreas, aunque es un poco más exigente respecto de las condiciones de cultivo (necesita suelos fértiles y bien drenados), posee un crecimiento no tan vigoroso.


Planta del Dia

La Revista

Suscribite por $42,50 y obtené tu tarjeta Club LA NACION ¡GRATIS!

Suscribite

Especiales: La herramienta indispensable para todo amante de la jardinera
Conseguilo

Anuario 2013: La herramienta indispensable para todo amante de la jardinera
Conseguilo

Calendario: La herramienta indispensable para todo amante de la jardinera
Conseguilo